Vidal anunció reformas en el Servicio Penitenciario Bonaerense

La gobernadora María Eugenia Vidal, junto al ministro de Justicia, Gustavo Ferrari, anunciaron una reestructuración de todo el Servicio Penitenciario Bonaerense que incluyen desde una auditoría hasta la evaluación del personal de la fuerza de seguridad.

“Este es uno de los ejes de nuestra política de seguridad. Tener un plan de seguridad que es lo que más le preocupa a los vecinos de la provincia. Esto no se resuelve con parches ni con improvisación, requieren un Todos sabemos que desde hace años funciona mal, pero durante toda la democracia nadie quiso reformar. Hasta el 10 de diciembre las fuerzas de seguridad, incluido el Servicio Penitenciario Bonaerense, se autogobernaban, esto se terminó. Parte de nuestro compromiso es también pelear contra la corrupción y el mal funcionamiento de estas fuerzas.”, indicó la mandataria bonaerense.

En ese sentido, amplió: “Eso tiene que ver con lo que hicimos desde el 10 de diciembre: la ley de emergencia, que fue una de las primeras que le pedimos a la legislatura, el ordenamiento de cuestiones básicas: comprar colchones para los 7 mil presos que dormían en el sueldo, mejorar alimentación, comprar candados, crear un área de asuntos internos manejada por civiles y dependiente del ministerio, pedirles declaraciones juradas a todos. Esta es la segunda parte de la reforma, que no es un desplazamiento de cúpulas: es más profundo. No creemos en las purgas, no resuelven los problemas. Lo que resuelve los problemas es las medidas de fondo en contra de cómo funciona el sistema”.

Los anuncios de la reforma

El encargado de dar a conocer las medidas fue Ferrari, quien inició la conferencia de prensa.

“Creo la reforma de seguridad con una mirada integral, superando la mirada que se concentra exclusivamente en la seguridad. Ha incorporado la inclusión social, la ley y la justicia, la policía y el sistema carcelario.

Con esta nueva mirada se ha decidido llevar adelante la más profunda reforma del sistema penitenciario que se ha hecho desde la democracia. Esta reforma va a estar integrada en dos ejes fundamentales: el primero es el cambio de toda la estructura de funcionamiento del SPB que se manifiesta a través del envío a la Legislatura, a la espera de que los bloques puedan hacer su aporte, un nuevo estatuto del SPB que está vigente desde 1980”, aseguró Ferrari.

En ese marco, afirmó que apuestan al “reemplazo de una ley de la dictadura”, promocionando la “transparencia, el control político y la posibilidad de que exista al fin exigencias que superen ampliamente lo que hoy se tiene en cuanto a la carrera”.

Por otra parte, el ministro adelantó: “Realizaremos un protocolo que va a transformar estructuralmente el SPB. Hemos resuelto avanzar con un recambio de la estructura del SPB, de las autoridades, que por un plazo de 90 días van a ser reemplazados por personal civil. La jefatura estará a cargo de uno de los subsecretarios y se crean dos estructuras paralelas que van a continuar funcionando tras los 90 días: una evaluará el desempeño de todos aquellos que cumplen funciones en el SPB.

Todos los que tienen cargos y los que reemplazan a los actuales van a ser evaluados. Al fin de la evaluación se determinará si esas personas continúan o no es sus cargos. Otra estructura va a hacer control de gestión y auditoría de todos los procesos, compra de insumos, para que los 12 complejos y las 55 unidades estén controladas en cuanto a la satisfacción de los internos y de las personas que ahí trabajan”.

Be the first to comment

Leave a Reply

Tu dirección de correo no será publicada.


*