Para ratificar su liderazgo, Vidal convocó a los intendentes oficialistas

Con cara de alivio, la gobernadora María Eugenia Vidal habló el domingo a la noche tras conocerse los adversos resultados de las elecciones. “Dios me dio un descanso”, expresó y dio un claro mensaje: «Voy a seguir comprometida con ustedes. Mi compromiso lo decidí hace muchísimos años».

Claro está, lejos de alejarse de la política, Vidal quiere seguir siendo la líder después de diciembre. Pero para eso, necesita que toda la tropa se mantenga alineada. Rápida de reflejos, tras encabezar una reunión con legisladores, este jueves convocó a todos los intendentes de Juntos por el Cambio.

Según pudo confirmar LaTecla.Info, la cita será a las 10 de la mañana en la República de los Niños, en donde se analizará el resultado de las elecciones y lo que se viene después del 10 de diciembre cuando Axel Kicillof tome las riendas del Gobierno bonaerense.

Por supuesto, la foto también servirá para mostrar a Vidal como la líder del espacio, cuestión que ya muchos ponen en duda. Desde calle 6 consideran que la Gobernadora será naturalmente la principal figura opositora por el rol que cumplió en estos cuatro años.

Pero no todos piensan lo mismo. Muchos intendentes, tanto del Pro como de la UCR consideran que se necesita de un cambio; que el vidalismo ya probó y perdió.

En este contexto, comienzan a aflorar distintos intendentes con peso en la provincia de Buenos Aires, pero sobre todo en el Conurbano. Jorge Macri, por ejemplo, sacó a relucir la cantidad de votos que obtuvo en Vicente López, distrito que comanda desde 2011, el primero gobernado por el Pro en territorio bonaerense.

En la fila también se anotan Néstor Grindetti, de Lanús; Diego Valenzuela, de Tres de Febrero; Jaime Méndez, de San Miguel; Julio Garro, de La Plata; y Héctor Gay, de Bahía Blanca.

Pero en esta puja de poder también aforan los radicales, que no quieren quedarse fuera de la discusión, sobre todo teniendo en cuenta el segundo papel al que fueron relegados durante los años de gestión vidalista.

Gustavo Posse, de San isidro, es uno de los que levantan la mano a la hora de reconstruir el centenario partido, en el que se comienza si es conveniente que el radicalismo continúe trabajando junto con el Pro bajo el sello de Juntos por el Cambio.

Tal como adelantó LaTecla.Info, el actual vicegobernador y presidente del Comité Radical provincial, Daniel Salvador, junto con el jefe de Gabinete, Federico Salvai, llevan adelante la estrategia que busca conservar el mayor número de legisladores unidos en el parlamento bonaerense, tras conocerse una fuerte movida interna en el radicalismo para divorciarse definitivamente del Pro y desconocer a Vidal como futura jefa de la oposición provincial.

Quienes quieren separarse y pretenden sostener Juntos por el Cambio, buscan lo mismo; es decir, ser la referencia opositora con la cual el futuro gobierno debe sentarse a negociar para avanzar en las leyes que necesite.

En este sentido, ayer Vidal juntó, por separado, a los diputados y senadores provinciales en las oficinas porteñas de la gobernación bonaerense. La idea que sobrevoló en la reunión es que se mantendrá la unidad del bloque, aunque no hubo manifestaciones explícitas. Sí, tanto Vidal como Salvador, quien también tomó la palabra, abogó por la consolidación del espacio en los próximos años.

«La gente claramente nos puso en el lugar de la oposición a Alberto Fernández, y salir a romper ahora es un acto de traición a ese electorado y además nadie va a querer pagar el costo político de hacerlo», fue la respuesta contundente de uno de los consultados.

Be the first to comment

Leave a Reply

Tu dirección de correo no será publicada.


*